Google+ Followers

domingo, 16 de octubre de 2016

¿ Que amas de mi?



- Que amas de mi?  
- Amo cada rincón de tú cuerpo, hasta el detalle mas oculto, todo lo opaco y  lo translúcido, amo cada centímetro de tu piel, cada escama, cada pelo, es imposible no hacerlo, es imposible no dejarme llevar por los impulsos locos de mi corazón, que me sacuden y me llevan hasta a ti.
Amo esos ojos que me miran con dureza, que ven las imperfecciones de mi alma, a los que no puedo engañar ni esconder, que ven mas de lo que quisieran y me imponen sinceridad. Amo esos labios tuyos que se entreabren para mi, que tienen el sabor de la realidad, me gustan cada uno de tus besos, desde el escueto, al furioso, desde el tierno al pasional, conozco cada una de las maneras de tus besos y aun me sorprendes, aun me traspasan, consigues que me tiemble el cuerpo.
 Preguntas que amo de ti, todo, desde el dedo pequeño de tu pie hasta tu coronilla, conozco el trayecto de tu cuerpo y quiero seguirlo para el resto de mi vida, quiero recorrerlo una y otra vez, porque no me canso, no me canso del olor de tu piel, de su sabor, de tu textura, de la forma en la cual te erizas, el sonido que produce, no puedo apartar mis ojos, no puedo dejar de contemplarte, entera, inmersa, hermosa, bella.
Te amo, porque haces que sea yo, sin apariencias, desnudo, de cuerpo y alma, de frente, sin secretos, sin escondites, pleno, lleno, eres asombrosa, deslumbrante.
Me deslumbran tus caricias, me transmites tanto, desde la punta de tus dedos, eres electricidad. ¿Que no podría amar de ti? No hay nada, es demostrable, amo todo, hasta lo que tocas, el suelo que pisas, el aire que te envuelve, la cama, los sueños que te visitan, el agua que te roza, el sol que te calienta.
Lo supe desde el primer momento, que acabaría entregándome en totalidad, entero,  tuyo, no hay nada que sea mio ya, me he rendido a ti, completamente, no puedo guardarme nada, no delante de ti, no es justo, no es correcto, yo se que tu me lo estas dando todo, y te esfuerzas por darme mas, cada detalle, cada uno de tus detalles tiene un significado y contigo he aprendido a leer entre lineas, a interpretarte, a comprenderte, a observarte, a entenderte. Tu me has enseñado quien soy, que quiero y puedo ser, no me has transformado, me has enseñado la verdad, ahora lo entiendo, lo supiste, antes de que yo lo sepa, tu lo sabias, sabias sacarme provecho, quitaste la cortina que me ocultaban mis miedos, mis apariencias, y me mostraste como soy, me aceptaste, sin juzgarme. ¿Como no amarte? Si me enseñaste lo que es el amor con tu risa, con el brillo de tus ojos, ese brillo especial que me regalas en cada mirada que me dedicas, esas miradas que me dicen todo, todo lo que los demás no pueden ver, sin testigos, solo tu y yo. No entienden que me tienes eclipsado, porque no puedo ver, no conozco un mundo sin ti y no puedo concebirlo, el mundo sin ti en mi vida ya no es lo que era, no puedo regresar a lo que una vez he sido, no me reconozco en ese pasado. No hay noches, ni días. no hay tiempo, estamos tu y yo a la deriva, surcando la vida, sumergiéndonos entre las olas, hundiéndonos y saliendo a flote, remando juntos.
No hay vuelta atrás, y no volvería, no cambiaría nada, dejaría la historia intacta, porque así demostraría la realidad de que existimos, me confirma que existes, porque te prometo, que hay veces que dudo de tu existencia, me pellizco el brazo y compruebo que no eres un sueño, pero te oigo hablar, tu voz cristalina, risueña, desciende del cielo y camino hipnotizado hacia ti, no puedo separarme, no puedo alejarte sin sentir tortura, te necesito, tanto como tu me necesitas, en la misma medida de la misma manera, te conozco, y cuanto mas lo hago mas deseos despiertas en mi, mis dedos te buscan, mi cuerpo te reclama, y no te dejaría escapar de entre mis brazos, dejas constancia, el anhelo de haberte alejado de mi, haberte ido, le robo minutos a la vida, porque desde que te conozco no hay prisas, no hay prisas en los besos, en hacerte el amor, te desnudo y contemplo, trazo caricias sobre tu piel fina, te estremeces, desciendo en el fuego de mis venas, no me lo termino de creer, no acabo de creerme que toda, toda tú seas para mi, y por eso mismo bebo tragos pequeños de tiempo, me demoro, no me quiero despegar, me empeño y apago los relojes. Que el tiempo no transcurra, que nos deje a nosotros dos en esta eternidad.
No, tu no te meres que te amen con prisas, de forma vacía, te mereces lo mejor, te mereces todo, que te tomen despacio, saboreándote, ver todas tus expresiones, escuchar tu cuerpo, manejarlo con cuidado, con ternura, pasión, haciéndolo así es como pueden conocerte. Me tomo todo el tiempo, pero no estoy tranquilo, me cuesta no perder el control, pero me esfuerzo por tranquilizarme, me nublo, pero tu te mereces dedicación, soy el pintor que le cuesta desprenderse de su obra, que tarda una vida en acabarla, la que mas quiere y admira, a la que mas cuesta dar.
¿Amarte? Yo siento mas que eso, desde que descubrí que detrás de ese carácter fiero hay tanto, tanta fragilidad, tanta empatia por lo que te rodea, cuando vi el miedo en tu mirada supe que me amabas, y mucho antes de que lo hicieras me había enamorado de ti. Se el momento exacto, supe a primera vista que eras la mujer de mi vida, sin hablarte, sin conocerte, lo supe, ya te conocía, pero no de la manera que conoces a alguien y la olvidas, mas intimo, hondo, profundo.
Como si las entrañas te lo estuvieran diciendo, no me hacia falta preguntármelo, tu entera me reclamabas, fue instintivo ir hacia ti, tu me buscabas, y yo te encontré.
Y entonces supe como era tu risa, tu voz, la estela que te envuelve, la vibración de tu cuerpo, era magia, creí estar soñando, que me dormí en algún lugar de mi vida y te soñaba, igual de mis sueños te conocía, creada por mi imaginación, tus movimientos, tus dudas, todo me sonaba, pero era imposible haberte olvidado.
Ahora que te conozco bien, lo se, nadie que te conociera te hubiera dejado, nadie que se precie, que afirme quererte, te dejaría. Me gusta conocerte tanto y tan bien, no de manera superficial, si no de la manera de saberlo todo, las arrugas que forma tu rostro ante la duda, la inquietud, el agobio que muestras, las situaciones que disimulas tras la sonrisa, las lágrimas amargas que te guardas, los momentos en los que te reencuentras, los nervios que te hacen contar los segundos, la voz que escuchas diciéndote tu puedes,los miedos, lo que te asusta, y allí estoy yo dándote la mano y ayudándote a pasar, por todo, no, ya no estas sola. Y son tantas las cosas que podría decirte, porque soy observador, no me salto un párrafo de tus lineas, quiero saberlo, todo.
Mis sentimientos son libres y vuelan hacia ti, mi pensamiento te pertenece como te pertenece el eco de mi corazón, como yo te pertenezco. Te di mi palabra, y soy tuyo, desde donde ves y hasta donde no puedes hacerlo, hasta donde intuyes, y crees, bebo de tu boca, respiro la vida que me das, me acuesto con el deseo de despertarme para compartir contigo mi vida consciente, acostándome recordándote, almacenando tus imágenes en mi retina.
¿Como odiar la vida si me despierto a tu lado?, un día malo lo transformas, sonríes con tu boca de luna, y iluminas; ¿como estar cansado si me acuesto junto a tu cuerpo? ¿acaso tu lo estas de mi?, ¿ estas cansada del hambre que me despierta en mitad de la noche?; ¿ de mis brazos buscándote sobre la lisa superficie, mi nariz oliéndote? ¿ te has cansado de mi?.
Deja que toque tu pelo, deja que mire a través de el, que acaricie tu nuca, que la bese, que me hunda en tu espalda cada noche, porque mi cuerpo se ha echo al tuyo, entre mis brazos, encajas, portan tu tamaño, tienen tus dimensiones, pequeña, diminuta, resguardada, protegida, déjame que te proteja, de la vida, de tus miedos, de todo lo que te rodea, deja que cuide de ti, deja que lo haga, por mi, déjame cumplir mi deseo, así me sentiré mas feliz de lo que ya lo soy.
Me gusta oírte susurrar esos te quiero como si fueran un secreto, algo mas para ti, que para mi, como si no fueran correspondidos, acompañados de temor, como si no tuvieran la necesidad de ser contestados, y es entonces cuando te agarro y te atraigo hacia mi, dándome igual el lugar y el momento, y me sumerjo en tus labios cálidos, te aprieto contra mi pecho esperando que oigas mi corazón, el también te quiere y te lo esta diciendo.
Profundizo en tus ojos y veo las profundas heridas de tu alma, y lucho, lucho para que desaparezcan, me enfrento a tus temores y tiemblo dentro de tu furia, pero se que si aparto todo, detrás de tu escudo te descubro, descubro tu sensibilidad, me asombro viendo que das mas, mas de lo que dices, mas de lo que muestras, tu amor es infinito, único y me siento noble por ser el afortunado al que se lo entregas.
Esta dentro de ti y me llega a través de tu aliento. Me atraviesa, me traspasa. Desespero por tu contacto.
Amo cada incidente, cada olvido, cada despiste y suceso.
Cuando levantas la mirada y la posas en mi, no se lo que piensas pero siento las pinceladas de tu amor, como no lo derrochas, lo inviertes, lo viertes sobre mi, no lo censuras, franca, directa, me expones al aturdimiento, y me pierdo, estoy dentro de ti, somos la misma carne esculpida, de tal manera que encajan a la perfección, como si nuestro corazones fueran esculpidos por las mismas manos, estoy seguro.
As llenado el vacío, el vacío que había asta que has aparecido,como si te hubiera buscado una vida incansablemente, y te reencuentro, me reconozco en ti, el temblor cuando te hago el amor, el seísmo que te sacude, yo te conozco, y se exactamente que hacer en cada momento, se como tratar con tus miedos, se como lidiar con tu inseguridad, se como borrar la tristeza de tu mirada, se como devolverte la sonrisa, tu rostro entre mis manos, mi boca surcando tus mejillas, tus lágrimas aliviando mi sed, son felicidad, dulce agua clara, no estés mal, no voy a marcharme, ¿como podría dejarte, en este mundo inmenso? Ya nunca vas a estar sola.
Mírame con esos ojos humildes, mírame, y prométeme, que me crees, escúchame, te lo diré firme, despacio, no me voy a ir, no te voy a dejar. Tu eres para mi, te he estado buscando en el espacio, he visto y he conocido todo lo que tuve que conocer, no me importa quien se interponga, porque se que nadie es tan fuerte como para estar en mi camino, no hay circunstancia que me separe, no habrá distancias, no habrán momentos de flaqueza, tu eres todo lo que quiero, y mas.
Te amo, por la resistencia que pones, para rendirte entre mis brazos, mi cuerpo, encajando encima del tuyo, mis ojos mirando el firmamento de los tuyos, y me debilitas, soy pequeño e inseguro, pero me acaricias y me atrevo, me atrevo a morder, pareces sumisa, pero el manso soy yo, que obedezco, te obedezco porque por ti soportaría el frío, el hambre, la lluvia, el viento, y el propio infierno y toda clase de tortura, porque no hay nada peor que tenerte a poca distancia y desearte con la inmensidad de un océano.
Y, ¿ como no amarte? Si te presentas en mitad de la madrugada, buscando a tiendas mi boca, usando mi pecho de almohada, ¿ como no tener hambre de ti? ¿ como no despertarme? ¿ como no amarte?
El único testigo, el tiempo, los rayos de sol, colándose en nuestro dormitorio, no me hace falta verte, no quiero abrir los ojos y perderte, y te amo, en la realidad y en mis sueños, y después de amarte, espero, espero verte dormida, te contemplo, me pego a tu piel, tan fuerte que el sueño ya no vuelve, el corazón saliendo del pecho, y cuando vuelves a despertar te vuelvo a amar.
Encajo a la perfección entre tus muslos, se que aunque no lo admitas tu lo sabes, yo también estoy en tus sueños, te asusta, tus ojos se empeñan, pero he aprendido a ver, mas allá de tu mascara, no te ocultas demasiado bien, lo intentas, pero cuanto mas escondes mas aprendo a ver.
Cuando yo te miro, veo el resto de mi vida, pasando por tu cara, veo mi juventud viviendo a tu lado, veo mi madurez de tu mano, veo como envejezco entre tus brazos, veo en ti a la madre de mis hijos,  y cuidando uno del otro, veo apagándome contigo, tú riendo como ultima imagen.
Todo el mundo tiene un regalo en esta vida, tu eres el mio, eres la recompensa del dolor, la máxima felicidad que un hombre puede aspirar, eres perfecta para completarme, allá donde fallo, juntos somos indestructibles, pero también eres mi debilidad, no puedo estar firme, cuando me llamas con el dedo, cuando me besas, y te enredas en mi cuello, ya no pienso, no puedo mas que agarrarte , pero te escurres, te escapas, traviesa, se que quieres jugar, sabes que vas a perder, este juego lo hemos jugado demasiadas veces, sabes como va ha acabar, hago como que no lo conozco, y me dejo seducir. Me lo pienso, te doy ventaja, me hago el enfadado, y cuando no te lo esperas, te agarro, te atormento, y te tengo en el punto, en el punto que quería, no merece la pena revolverte, mis brazos atrapando los tuyos, mi pierna agarrando tus piernas, y mi boca va a por la tuya.
Adoro ese momento, cuando los colores tiñen tus mejillas, cuando tu cabello alborotado te da ese aspecto tan dulce, y estas preparada, para que te ame, se que lo esperabas.
Se que lo estabas deseando, buscándome, me tientas, no me resisto, no te resistas, eres, y seras mía, solo mía.
Amo tu naturalidad, tus labios simples, tus mejillas desnudas, tus ojos sin cubrir, por eso hago que te sientas, segura de tu belleza, y cuando te cubres con tu maquillaje te muestras, dura, decidida, guerrera y segura.
Amo cuando me tocas sin querer, como si tu cuerpo se quiere asegurar de que estoy allí, intencionadamente, disimulando, pero ¿ tu sientes la descarga que traspasas? Me electrocutas, y me haces sentir joven, sin preocupaciones, sin saber a donde voy, no me importan las sorpresas, si tengo tu mano entre la mía, prometo agarrarla fuerte, para que los años no nos separen.
Amo tu olor, lo busco como un loco, entre las sabanas que te cubren, la ropa que esta pegada a la mía, la que me tomas prestada, envidio que mis camisetas te queden mejor a ti que a mi, envidio que todo lo que usas parece echo exactamente para ti, y créeme que envidio tu ropa interior, envidio todo aquello que te envuelve y te cubre, porque a mi me gustas sin nada, desnuda, vulnerable, entera, para mi.
Amo cuando haces las cosas con esa despreocupación que te caracteriza, con esa carencia de la perfección, la forma de descuidar y que quede con ese toque tuyo, y cuando crees que nadie te esta viendo yo te veo, te veo estirándote sobre el pie derecho para llegar, la manera de alcanzar las cosas y moviendo tus caderas, veo el esfuerzo, la forma que caminas sin rozas el suelo, tocando el cielo, acariciando sensualmente el aire, disfrutando el momento, la satisfacción en tu rostro, y me froto los ojos, ¿ De verdad que existes?, Dios te debe de querer mucho si te ha creado, y si te ha puesto en mi camino, es porque ahora debo cuidar yo de ti.
Como puedes preguntar que amo de ti, ¿acaso dudas de mi? Dudas de mis sentimientos, no lo ves en mi rostro de tonto, ¿ no ves como me pongo? ¿ no ves que haces de mi? No me tortures así, no dudes, porque no podría ocultarte ni una mota de polvo, la sinceridad me recorre, y si te digiera mas a menudo te amo, ¿ seria mas real?, te lo digo en cada beso, en cada caricia que poso sobre tu cara, cada vez que te hago el amor, cada vez que me abrazas y te abrazo, todas las veces que surco tu cadera, cada vez que recorro el trayecto de tu pie a tu boca, cada una de esas pocas cosas deberían de darte seguridad, la seguridad de que soy tuyo.
Como no amarte si tus labios me incitan, si se que te pones bella para mi, y yo remarco todo, tus pendientes, tu perfume nuevo que no consigue tapar el olor de tu piel desnuda, que huele a flores de primavera, dulces, blancas, perfumadas, y me llaman, voy, siguiéndote hasta donde haga falta, sin darme cuenta, somnámbulo de tu amor.
Una palabra tuya despierta en mi los instintos mas básicos y los sentimientos mas profundos, me empapo de ti, si escures mi alma tiene tus sustancias, tu esencia, tus partículas. Partículas de tu amor, caen sobre mi, y por donde pasas.
No hay flores que te hagan sombra, nada en este mundo se te puede comparar, tu eres irreal, difícil de imaginar, imposible de plasmar, pero sin embargo estas entre mis brazos, y mi ser te custodia, soy el dragón y tu eres el tesoro mas preciado.
Te amo porque no dudo, no dudo cuando te veo, el fin del mundo nos espera y me aventuro a dar pasos, orgulloso, envidiable, consciente de mi suerte, consciente de que la vida nos ha puesto en el mismo camino para seguirlo juntos.
¿Crees que puedo resistirme? Soy humano, mis sentimientos son mas fuertes que yo mismo, no los puedo controlar, no me puedo contener, quiero hacerte el amor, perderme en los suspiros de tu cuerpo, llegar hondo, como tu me has alcanzando, y cuanto mas lo hago mas increíble me parece y menos me lo creo.
¿Que me pasa? Tú, tú me pasas, tú pasas por mi mente, por mis venas, por mis ojos, por mi cuerpo, pienso en ti y la piel se me eriza, pasas por todos los rincones que nadie ha pasado, pasas por donde nadie quería que pasara, por esos lugares que me reservaba, tú, pequeño torbellino, has descolocado mi mundo, ordenándolo para ti, lo has dejado perfecto para que entres.
A tu lado soy brillante pero sin eclipsarte, soy valiente, he luchado contra tus negativas, he escalado tus murallas, he desafiado tus huidas, he mirado a los ojos tu miedo, te he alcanzado una y otra vez. Tengo que decirte que el matiz de tus ojos me es familiar, el brillo claro de la serenidad, el marón rojizo de tu furia, la madera oscura sumergida en el agua que los inunda, veo dentro de ti, veo lo de fuera y estoy enamorado de lo que tienes dentro. Amo las dos partes por igual, tu belleza, tu sencilla sofisticación, me reclaman, y lo florecido que es tu interior, como un cerezo en primavera.
¿Como no podría amarte? Si me inundas de felicidad, si te cuelas por mis poros y me atraviesas, pero sin dolor, aunque para ser sinceros, me duele, me duele cuando no estas cerca, tirar de ti, atraparte y besarte, sin respirar, hasta quedarme sin aliento, tomar del tuyo, tomar prestado el aire que respiras, y sentir que me muero, revivir, y mirarte otra vez para notar que me enamoro, nuevamente. Oh ese aliento tuyo, fresco, húmedo.
Como no amarte si me curas, eres la calma tras la tempestad, me traes paz, me templas, eres medicina y bálsamo para mis preocupaciones, te veo y nada me sucede ya. Cada día coro hacia tus brazos, siento que este es nuestro momento.
Amo tus complejos, que te hacen perfecta, amo todo lo que tu odias de ti, tu risa estridente, tus pies pequeños, tus curvas, tu carácter retorcido, tu humor malo, lo complicada que eres a veces, tu forma indescifrable, en la forma que me alejas, , y te enfadas porque el mundo se te resiste, pero el mundo esta rendido a tus pies, y soy feliz si yo te tengo, soy muy feliz, me puede pasar todo si te tengo a ti. ¿Crees que no me percate de tu vacío? ¿ de tu resistencia a amar? Esa forma de no doblegarte, jamas admitiste lo que sentías, tuve que averiguarlo, de sentirlo, cuando te besaba te volvías trémula, tus rodillas flanquean pero tu rostro se dulcifica.
Tu crees que soy tu pilar fuerte, seguro de mi mismo, decidido, capaz de enderezar el rumbo de mi vida, que soy capaz de llevar nuestras vidas, pero ¿Sabes que temo perderte? Sabes que temo no ser un día el hombre que tu necesitas, que buscas, que decidas poner fin, que te decepcione, no estar a la altura, de tus necesidades, que descubras que toda la fuerza que te hace falta esta en tu interior, y yo me pierda en tus suspiros y nunca vuelva, nunca vuelva a cogerte de la mano, cogerte de las caderas, pegarte a mi cuerpo, besar tus hombros, subir mis manos por tu espalda, desnudarte, tenerte así, cogida, mi piel pegada a tu piel, que nuestro sudor se entremezcle, que nuestras emociones se fusionen, nunca mas volver a morder el lóbulo de tu oreja, nunca mas sentir lo que siento, y ante esos pensamientos me hago pequeño, tiemblo, y temo. No me cuesta reconocer que sin ti, estoy perdido, y contigo perdidamente enamorado.
¿Ahora entiendes? Que toda la fuerza, la consigo a través de ti, todo lo que me preocupa es superfluo, lo mas importante para mi eres tu, mis pensamientos giran entorno a ti, ¿Ahora entiendes? Que con un simple te amo que sale de tu boca sobrevuelo el cielo, con tu mirada cómplice ganas mi corazón, tus caricias me transforman, soy bestia, soy animal, irracional, despiertas mis instintos, dormidos, profundos, mi pasión ruge, me abalanzo sobre ti, me olvido de mi, existimos, porque tu estas aquí, debajo de mi, entro en ti, despacio, me controlo, ya no pienso, estoy aquí, mi mente lejos, veo esta escena como si estuviera fuera de mi cuerpo, y sin embargo todos mis sentidos están pendientes de ti, espero paciente, llegas al clímax, tu cuerpo se vuelve espuma de mar, yo me dejo llevar, corriendo tras tu final, lo alcanzo, se me corta la respiración, soy tu ultima ola, te abrazo, impotente, increíble, sensación indescriptible, te amo mas que nunca, exhausta, cansada, recogida, permaneces allí, entregada al silencio, sintiendo todo, y yo siento que el mundo me pertenece, soy rico, soy afortunado.
Eres la contestación a todos mis interrogantes, a todas mis dudas, eres lógica, eres comprensión, eres solución, eres el porque, eres el si de todo, el no de la renuncia, comprende, que simplemente te amo, con toda su belleza, te lo digo simplificado, sencillo, eres lo que interiormente y externamente he buscado, luz de mis ojos.
Amo tus rarezas y tus peculiaridades, tu desconsuelo, tu misterio, tu frialdad, tu distanciamiento, te amo, tanto que respeto tu libertad, respeto tu soledad, el que no me incluye, pero que me necesita, respeto que me busques sin decirme nada, que te abalances entre mis brazos, que me hables sin preguntarte, entenderte y consolarte, adoro que vuelvas, que regreses, que compartas conmigo todo lo que quieres compartir, sin complicación, sin obligación, simplemente tomando lo que tu me dejas tomar participando sin mas, me siento importante, especial.
Me gusta robar las respuestas de tu boca, que tu mirada enfadada me esquive, y ver como te ablandas, como tus ojos me dedican unos segundos, como la sonrisa florece en tus labios, y voy hacia ti sin ser llamado, hundiendo mi rostro entre tu pelo sedoso, inhalando tu olor, devorándote, diciéndote que así enfadada me gustas mas, y es cierto, cuanto mas te resistes a mí, mas me gustas, mas cerca quiero tenerte, cuanto mas lejos estas, mas me esfuerzo en quitar las barreras.
Te amo, amo llevarte los domingos el desayuno, acostumbrarte, consentirte, de todas las maneras, cumplir tus deseos, hacer tus sueños realidad, una sugerencia es un comienzo de una historia.
Tener la costumbre de no dejar que lo acabes nunca, sorprenderte, desorientarte, convencerte de que tu eres mi desayuno, escuchar tus quejas, pero me gusta recoger las migas de las tostadas, de tu piel, hacerte mía encima del zumo que se vierte sobre la cama, entre olores dulzones, no me importa, yo mismo lavare las sabanas, pero por favor déjame disfrutarte, así, desganada, para que yo te devuelva las ganas, ver esa sonrisa traviesa, escuchar que me de prisa, y yo respiro con mas dificultad , mas pausado, te desnudo mas lento, mucho mas lento, mis manos tiemblan, no se que hacer, te beso, una, dos, siete veces en el mismo sitio, y tu me provocas, haciéndote la dormida, me quitas de encima, un no inseguro, dubitativo, te beso mas fuerte, presiono mis labios, quiero sellar tu piel, acabas diciéndome que si, y sigo, me adentro en tu lava, nos fundimos, y es en ese momento cuando toco tu fondo, es allí donde tu coraza se desintegra y somos uno, íntimos, fuertes y fieles, es allí cuando te siento, fluida, acuosa, y todo esta confirmado, te tengo, de todas las maneras, entregada en totalidad.
La normalidad de colarme en nuestra ducha, mojarme con el agua que derrama tu cabello, tus labios dan de beber a los mios, néctar, me precipito sobre tu carne, engullo, feroz, tengo hambre de ti, a todas horas, no se que tienes, algo, desde que te conozco intento averiguarlo, tu sonrisa me tiene hechizado, tu tienes entre tus manos el extremo de mi cuerda, la cuerda que le das a mi corazón.  Intento averiguar como tienes esas cosas que me parecen conocidas, las respuestas que espero que me des, los movimientos que haces, los accidentes, como si supieras lo que me gusta, tengo la sensación de que te las has aprendido anteriormente y eso me deja sin palabras, bloqueado, estupefacto. Contigo tengo la sensación de conocer todo lo que hasta ahora me era desconocido. Creías que tú no le pertenecías a nadie, piensas que no hay nadie que te corresponda, un hombre que te buscaba, y sin darnos cuenta nos encontramos, se que dudas de la suerte, no te fías del destino, te conozco y se que en un rincón de tu corazón, esperas que falle, que te falle, que me equivoque, cazarme y destruir todo lo que tenemos, pero te diré que esto es mas solido de lo que piensas, te mereces ser amada, aunque reafirmes que a ti esto, lo que nos pasa a nosotros, a ti no te puede suceder, he de decirte que te acostumbres a mi presencia, porque no me voy a marchar de nuestra vida.
Recuerdo, el principio, las prisas que tenia de tocarte, quedarme a medio camino de hacerlo, las ansias de saber tu sabor, de saber como es tu piel entre mi piel, como se sienten mis dedos entre los tuyos, muchas veces te imagine, las noches que te soñé, antes de atreverme a tocar tu mejilla, aventurarme a coger el impulso que necesitaba, preparándome para tu rechazo, saber que lo que mas ansias también es lo mas prohibido, porque tu no eres como las demás chicas, desde el primer momento no te mire de la misma manera, sentir que sonríes desde dentro, no te puedes imaginar lo difícil que es desear y frenarte, que dos corazones se llamen y no puedan compartirse, sabia que si haría las cosas mal contigo lo perdería, retrocedías, pero desde que comencé a caminar hacia ti, pise firme, fuerte, tuve miedo de arriesgar.
Amo esa delgada linea que nos separa del mundo, el abismo que nos separa de la realidad cuando estoy contigo, amo la intimidad que nos envuelve, que el tiempo sea nuestro telón infinito, que la belleza de alrededor se marchite, que lo que mas brille en una estancia seas tu, que el paraíso abra sus puertas para nosotros, y amo amarte de esta manera inagotable, creciente y ferviente, perderme entre las noches, los amaneceres, atardeceres, a tu lado las hojas del calendario no pasan, los años no trascurren, ¿ sera que eres eterna?
Mírame, no sueltes mi mirada, mi rincón favorito se encuentra contigo sobre cualquier superficie, tendida, tu avergonzada, pero cómoda, yo hablándole a cada tramo de tu piel, calmándola, si por mi fuera no dejaría de hacerte el amor, no saldría de ti, para sumergirme nuevamente, no, no es mi única forma de amarte, pero te deseo, de una manera, indescriptible, no se que me ocurre contigo pero no me canso, no me sacio, y cuanto mas tengo, mas quiero.
Has transformado mis días, me asombras, me abrumas, el regalo que encerraba la vida, recluida en las dunas del destino, hibernando, tú, as surgido de entre la maleza, inesperada, impulsándome, cada latido, mas vivo, mas cercano, mas inquieto; enfermo si no te tengo, en mi interior la soledad me desesperaba, salí en tu búsqueda, no fue una casualidad si no una necesidad, eres la llama que me llamaba.
Yo, que nunca me preocupe, por las cosas sencillas y cotidianas, sobre gustos y preferencias, contigo despertaron esas preguntas, esas cuestiones de que te podía gustar, que prefieres, cuales serán tus pasiones, tus deseos, tus sueños. Pero allí donde vas el misterio te sigue, una capa fina, transparente, te envuelve, una barrera que te marcas y no dejas pasar, un limite, quiero que dejes esa clase de complicaciones, se mas de ti que sobre mi, tu libro favorito, el color que le sienta bien a tu piel, la comida o como prefieres el café, dulce y con mucha leche, y sin embargo son cosas que no tienen importancia, cosas sencillas que puedes saberlas con observarte, pero lo que nadie sabe es que asumes riesgos, que lo das todo aunque signifique perderlo todo también, tampoco observan que cuanto mas sientes en vez de alegrarte, lloras por temor, el temor de levantarte y estar sola, de equivocarte, no poder sobrellevarlo, que te iluminan los pequeños actos de bondad, los detalles mas insignificantes que no son nada para los demás son enormes para ti, no sabes alegrarte si recibes un regalo, como si no te lo merecieras, o que no tiras la toalla, no pierdes la esperanza y te cuesta rendirte, y todo esto es una milimétrica parte de ti, pero son cosas que solamente se notan si uno se empapa de ti.
La prueba de tu amor es aquella que te hace regresar a mi pese a las discusiones, cada día, ver en ti las ganas de seguir junto a mi, es la mayor prueba de amor, porque veo en ti lo mismo que tu ves en mi.
Presiento la brisa de tu mirada antes de caer sobre mi. Es una corriente que se siente antes de tocarte, entre un millón de personas te presiento y se que estas allí, te identifico.
No tienes precio, tu valor es incalculable, y mi mano no tiembla si se trata de ti, te quiero hasta los huesos, ir contigo a ninguna parte y estar, si es a tu lado ningún lugar importa, tu compañía es aquello que crea el ambiente de magia, quiero estar a tu alrededor, en tu estela.
Tú que has cerrado tu corazón, yo que he sido el afortunado que encontró la llave, el que lo abrió y se maravillo.  
Cuando te vi, pensé, no tu pertenecías al mundo, el mundo te pertenece, acaricia el tiempo con tus dedos esbeltos, páralo en el momento justo, ámame, intensamente, estampa tus labios, choca contra los mios y hazme pedazos, guarda esos pedazos como yo guardo los tuyos, en los lugares mas inverosímiles y ilumínate cuando los encuentres, por allí, perdidos, cuando estés sin mi. Tú por ejemplo estas en  algún cajón, en los bolsillos de mi chaqueta, en el coche, hasta en la maleta, y siempre sonrío, porque cuando pasas por mi mente mis labios se curvan. Y me encuentro como un tonto pensándote, recordándote dándote la vuelta y reviviendote.
Baila conmigo, al unisono de mis sentimientos, al ritmo de mi corazón, mis latidos te aplauden, mi pasión te susurra, sígueme, pega tu cuerpo al mio, que tu falda al vuelo me muestre tus piernas, choca conmigo, me he vuelto loco, somos solidos, somos solubles, un poco de ti, un poco de mi, tu mi mariposa yo tu crisálida, tu la música, yo la partitura, tu el aire, yo el fuego, me pierdo, te atisbo y me reencuentro, me llevas y me traes de vuelta.
Soy espontáneo, pero me siento tan vivo, inmortal, basta con imaginar algo que lo hago realidad, ver la perplejidad en tu rostro, y hay veces que no soy yo, que me invade un miedo, y desesperadamente te abrazo, mi sangre es hielo, pero te descubro tan hermosa, y temo tanto, quedarme sin ti, que te aprieto asegurándome de que eres real de que estas allí, en mitad de un lugar, tu consternación se dibuja en tu mirada, pero me conoces, de todas las maneras, te precipitas sobre el miedo y le imploras que se vaya, cuando se disipa, cuando me abandona, te pido perdón. Perdóname por no poder controlarme, perdón por núblame, no te asustes, no retrocedas, no me temas, jamas podría herirte, ni poner tu corazón sobre una balanza que podría caer, tu corazón no es una carrera, algo que se puede ganar, tu corazón se fabrica a partir de paciencia, constancia, decisión, sacrificio y dedicación, y puede que así puedas conservarlo. Pero sé que contigo, es fácil caer, un paso en falso y precipitarme al vacío, pero se que nuestros destinos están entrelazados, todo lo que me sucedió hasta ahora me llevo a ti, todas las circunstancias me llevaron al momento adecuado, al instante acertado. Ves, tu eres la pieza tallada de mi vida, lo que me faltaba, no somos perfectos por separado, pero juntos, completamos lo que nos falta y sobra al otro, nos estábamos buscando en el mirar y nos hemos encontrado en los ojos del uno y el otro.
¿Que me sucede contigo?¿ porque tengo la sensación de vivir en un mundo fantástico?, la sensación extraña de vivir embriagado desde que te conocí, borracho, el pecho abierto, ardiendo, ese fuego arde mis venas, las ganas de contarle al mundo que tu eres mía, a esos que ven poco de ti, un poco de piel, una sonrisa dulce, unos ojos llamativos, pero yo, yo soy aquel que conoce todos tus lunares, conozco el olor que deja tu cuerpo, de tu pelo, y como se siente mi piel sobre tu piel... Y me río, ojala fuera celoso, sabes, pero solo temo perderte, no tengo el control sobre ti, no quiero tenerlo, eres libre, pero se me abre el corazón cuando vienes a mi, cuando me enseñas que es lo que verdaderamente ves, dos almas, dos cuerpos, dos corazones, dos latidos, dos bocas, entrelazadas en el sinsentido de este mundo.
Vivo en la verdad de nuestros sentimientos, nos hemos salvado, de la crisis de los sentimientos, de la suciedad de una sociedad que no da dos duros por lo que siente uno y el otro, donde los corazones están corrompidos y los sentimientos hundidos allí donde ya no se sienten, cubiertos de mentiras, que se usan para apresar y dañar. Y,  tú y yo hemos creado algo grande, hermoso, juntos, con la complicidad, condimentándolo con verdad, dándonos lo mejor de cada uno, sacando lo peor, gritame, golpéame si hace falta, agrieta esa capa dura, tuya, y que ese dolor salga de una vez de ti y se vaya, no temas a que te amen, tampoco temas amar, yo estoy aquí y allí, aquí viendo tu temblor, y allí en esa aislada soledad que llamas refugio, no, no te cohíbas, sácalo, conmigo no te hace falta, derrúmbate porque te voy a recoger, no solo una vez, si no todas las veces que haga falta, estaré allí cuando te engulla esa negrura para sacarte con mi luz, cuando te precipites y te vayas al fondo de tu pozo, nadare para sacarte a flote, cuando las lágrimas destiñen tus mejillas, yo te limpiare con mis manos, y juntos esperaremos que la calma te allane, porque así eres tu, pura.
Por favor pon tu profunda tristeza en mis manos, prometo llevarla lejos, donde ya no te pueda alcanzar, a un lugar del que ya no pueda volver, pero déjame que participe, seré fuerte por ti, como tu lo eres por mi, en los momentos que flaqueo.
Sé que llegue en el momento que creías que olvidaste como amar, en el momento justo para enseñarte, tu corazón no estaba seco, tus mariposas no se habían ido volando hacia la nada, no había nada muerto en ti, solo dormido, pero no todo el mundo sabe despertar lo que el interior reclama, ni tiene cuidado con lo que ha despertado, pero me he vuelto loco, y esa locura por ti me impide rendirme.
Eres tan bella que hasta me duele contemplarte.
Tenerte entre mis brazos, buscando los besos perfectos, mientras tú levitas, la punta de tus zapatos rozando el suelo, tu columna doblándose, adhiriéndote a mi cuerpo, altitud la de nuestro amor, suspendidos, colgados uno del otro, alcanzando picos altos, eso explica la falta de oxigeno cuando estoy contigo.
Nuestros pensamientos, se han fusionado, tu terminas mis frases y yo se que quieres decirme, entonces sabrás que el fin del mundo tiene tu nombre.
No temo tu pasado, arrancaría esas paginas y reescribiría la historia, sin alterar lo que eres, te devolvería la confianza que has perdido en ti misma, las lágrimas que has derramado por el camino,  no conocerías la violencia ni las ofensas, ni la amargura, si estuviera en mi mano traería de vuelta todas las piezas que fueron tuyas y perdiste, esas sonrisas arrancadas, esos abrazos negados, esa soledad forzada, y ¿ aun crees que no te conozco? , Si en tus manos mi corazón se siente seguro, mi único destino.
Déjame ser cómplice de tus sonrisas, respuesta a tu mirada, sabana para tu cuerpo helado, cimiento, que anide dentro de ti, cada noche, cada día, en cada instante, combatiré el cansancio, luchare contra el sueño y me ofreceré a ti, dispuesto, pero permíteme después descansar en tu seno.
No me importa lo que digan, no dejare que el mundo de fuera cruce el umbral que hay dentro, esto, sera siempre nuestro, tuyo y mio, lo que hay entre los dos, no es de nadie mas, daré lo justo de ti, mantendré lo máximo para mi.
Haces de mi lo que quieres, temes que yo te rompa a ti, pero el frágil a tu lado soy yo, cuando me imploras con esos ojos profundos, que me atrapan como el lodo, me hundo, ¿ que me quede para siempre?, dime ¿ que es para siempre?, si me marcharía vendrías conmigo, eres definitiva. Créeme, jamas tuve cuidado de herir, demasiado, pero contigo, contigo todo lo que he conocido no funciona, toda lo que sabia no vale, hacer borrón para aprender nuevamente, es suficiente que me insinúes un lugar, me lo imagino, contigo activo, alerta, y muero cuando dices que tu no tienes nada para mi, ¿de donde tanto desprecio? ¿ quien te hirió tanto para callar todo lo que das?  Ofreces silenciosamente, esperando que sea suficiente, derramas hasta la ultima gota de ti y piensas que no es nada,  ¿ pero quien me cuidaría como tu lo haces? ¿ quien compartiría todo conmigo?, y esa inocencia tuya me vuelve loco, ser tan buena en este mundo es delito, y yo me crezco, a tu lado, me hago grande.
Esa seguridad que me das, la de haberse encontrado dos personas que se han estado buscando. Pintare la vida, en esa vida un lugar y en ese lugar, un hogar, en ese hogar una familia.
Perdóname por volverte a despertar, se que es tarde, y pronto, pero necesito decirte que te amo, así, despeinada y loca, con el maquillaje un poco corrido, los ojos dormidos, pero necesitaba agarrar esa cara de muñeca y besarla, hasta agotarme, pero sabes que no volverás a dormir, aquí, ahora voy a amarte, te lo declaro en voz alta, te voy a tomar, viajare por tu cuerpo, como si fuera mi primer viaje, sin recordar la ultima vez que bese tus costados, cuando te quite la ropa, te desvestiré despacio, nos pillara el invierno, aquí al calor de tu cuerpo, en la quietud de la noche me apoyare sobre tu pecho, tu corazón se va a salir, tus inhalaciones y exhalaciones me mecen, intuyo tu mirada, yo tampoco he sentido esto, nunca, estoy confundido y sorprendido,  pero es tarde, muy tarde para frenarlo, y no puedo, ni quiero hacerlo, siento como los dos temblamos, no es frío, no es nada que conozca, pero es intenso y  fuerte, nada se le parece, es un poco de todo, pero siento que voy a morir si no te toco, si no te beso, ni acaricio.
Susurro entre los mechones de tu pelo,las palabras salen guturales, como si fuesen a extinguirse en la noche, tus ojos se desvían y dejan caer unas lágrimas que apenas alcanzo a ver, pero no puedo callar, has conquistado todo de mi, cada recoveco, cada trozo, cada parte, has abierto puertas y cerrado otras, y me gusta sentirte poderosa, bellísima, y me dejare la piel en hacértelo ver, para que seas siempre así, interrumpida, extraordinaria, iluminada. Ahora en este universo estamos solo tu y yo, y esta noche se me antoja mágica, no perdamos los segundos, podrían no ser suficientes, mis manos se deslizan pero se detienen en tus caderas, tu ombligo me sonríe, me siento tan cómodo, cree en mi, por favor confía que eres tu mi paraíso, no quiero usar las frases que ya se han usado, ni palabras que se han dicho, esas ya no tienen valor, estoy tan emocionado, como la primera vez, pero ya no hay distancia, ya no hay espacios por llenar, te ves tan bonita, cojo tus manos entre las mías, son suaves, pequeñas, las beso, esos dedos que me tocan, adoro el sabor que deja tu piel en mis labios, nada es convencional, olvido mi nombre, olvido donde estoy, me río de tus cosquillas, con cada beso te vuelves mas sensible, te desintegras y es maravilloso, te siento con cada parte de mi cuerpo, no es suficiente.
Contigo nunca estoy preparado, siempre me atrapas, eres una sorpresa, un desafío, me sumerjo en ti, todo es intenso, liberador, tus jadeos, tu piel latiendo, ardes, disfruto viéndote disfrutar, tu cuerpo contesta al mio, me abrasas, absorbes. Tu haces el amor, no solo con el cuerpo, si no también con tu alma, tus besos ansiosos, devorando, mordiendo, tus manos, tocando con ímpetu,t u cuerpo, arqueándose bajo el mio, me reclamas, me guías, los silencios lo dicen todo, y en esa noche, o quizá amanecer, cuando escucho el crujido de tu cuerpo, se que hemos alcanzado el orgasmo, juntos, la vista fija en tus ojos, magnéticos.
Te amo mas que nunca, en tu agotamiento, en tu ensoñación, en tu temor, en tu vulnerabilidad, en tu nerviosismo, en tus dudas, en tu vacío, en esa turbia melancolía que te adentras, se lo que sientes porque yo también siento lo mismo, de la misma manera, no tengo a nadie mas, estas solamente tu. Y cuando  busques una respuesta solida, acuérdate de este muchacho que baila en tus brazos.